No a Halloween y Sí a Jesús

HEADER_40-FB

El 31 de octubre es una fecha muy popular ya que en muchos lugares del mundo este día es celebrado con diferentes nombres y tradiciones pero es la misma fiesta.

Halloween se celebra en países como Canadá, Estados Unidos, Irlanda, Reino Unido, Chile, Colombia, México, Perú y gran parte de España,  Halloween significa “Víspera de todos los santos”, es una celebración de origen celta, los sacerdotes británicos Antiguos conocidos como Druidas honraban al dios Sol y a  Samhain quien era el señor de los muertos, ellos creían que ese día los muertos regresaban para convivir con los vivos.

Samhain es la festividad celta más importante del periodo pagano considerada como el Año Nuevo Celta, es una de las dos noches de espíritus en el año, la otra se llama Beltane, por una diosa gaélica a la cual le rinden culto con esta celebración, para quienes la celebran es una intervención mágica donde puedes comunicarte con espíritus de gente muerta, esta festividad es celebrada en Irlanda y también por los Wiccanos (Brujos).

Diwali es un festival hindú que dura cinco días es considerada la quincena oscura el mes de karttika que puede caer entre el 21 de octubre y el 18 de noviembre, esta festividad es presidida por Lakshmí, consorte del dios Vishnú quien según ellos les otorga la prosperidad y riqueza, también el dios Ganesha, la diosa Kali y se homenajea a los diez gurús espirituales del sikhismo. Las casas se limpian y adornan, se colocan velas, se prepara comida, se hacen regalos unos a otros, la mayoría realiza un altar en sus casas en honor a sus dioses mientras repiten un mantra con la finalidad de avanzar hacia la luz.

Los Wiccanos  son personas que utilizan la magia blanca (aunque no hay ninguna diferencia entre magia blanca y magia negra pues la Biblia condena esta práctica), ellos celebran 21 fiestas anuales, una de las más importantes es el 31 de octubre donde recuerdan a sus ancestros, ellos dicen que en esa fecha no hay barreras espirituales y es fácil comunicarse con espíritus, para ellos también es Año Nuevo ya que utilizan el calendario celta, esos días son propicios para realizar trabajos o rituales.

La iglesia católica cristianizó esta fiesta pagana en el siglo VIII a través de un decreto del Papa Gregorio IV y fue nombrada como “Día de todos los Santos”, siendo la víspera de esta celebración el 31 de octubre, en la cual permiten que sus niños salgan disfrazados de santos, ángeles o princesas para darle un enfoque positivo a esta celebración pagana.

Para los satanistas esta fecha es oficialmente el cumpleaños de su amo Satanás, en las vísperas de esta fecha ellos realizan una serie de ritos, encantamientos y sacrificios de animales así como sacrificios humanos. Según la doctora Rebecca Brown  (autora de los libros: El vino a dar libertad a los cautivos, Preparémonos para la guerra y Cómo llegar a ser una vasija para honra) en los días anteriores al 31 de octubre pero principalmente ese día muchos niños alrededor del mundo son sacrificados, ofrendados, víctimas de abusos y aberraciones inimaginables en honor a Satanás. Hay mujeres que son reclutadas para procrear bebés que luego serán sacrificados sin olvidar también que es en esa fecha en la que se realizan ceremonias de iniciación donde se tortura a personas y animales.

En Éxodo 20:2-5 dice:  Dios habló, y dio a conocer todos estos mandamientos: “Yo soy el Señor tu Dios. Yo te saqué de Egipto, del país donde eras esclavo. “No tengas otros dioses además de mí”. No te hagas ningún ídolo, ni nada que guarde semejanza con lo que hay arriba en el cielo, ni con lo que hay abajo en la tierra, ni con lo que hay en las aguas debajo de la tierra. No te inclines delante de ellos ni los adores. Yo, el Señor tu Dios, soy un Dios celoso…

Dios nos prohíbe todo esto no porque sea egoísta sino porque él no quiere que nos contaminemos con estas cosas. 1 Corintios 10:19-20 dice: ¿Qué quiero decir con esta comparación? ¿Que el sacrificio que los gentiles ofrecen a los ídolos sea algo, o que el ídolo mismo sea algo? No, sino que cuando ellos ofrecen sacrificios, lo hacen para los demonios, no para Dios, y no quiero que ustedes entren en comunión con los demonios. Toda práctica o celebración que no honre a Dios conforme a la Biblia es pecado porque es en honor a los demonios o a Satanás.

Llegando a este punto podemos darnos cuenta de que todas estas “celebraciones” por diferentes que parezcan tienen varias similitudes, honran a otros dioses, están plagadas de espíritus familiares, demonios, fantasmas y la gente siempre tiene que hacer algo para poder obtener el favor de  a quienes les rinden culto.

A diferencia de todos estos dioses, Jesús es el único que no nos pide nada a cambio para darnos su favor y su gracia, Romanos 5:8 dice: “Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros”.

Ningún dios ha dado nada por nadie, incluso Satanás es cruel hasta con quienes le sirven si ellos llegan a equivocarse, en cambio Jesucristo dio su vida por ti y por mí, nos amó primero y quiere darnos salvación gratuita. Romanos 5: 10 dice: Porque si siendo enemigos, fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, mucho más estando reconciliados, seremos salvos por su vida.

Te animo a que digas no a Halloween y Sí a Jesús.

Con cariño,

Vicky del Cid, Guatemala